La DIAN se pronuncia sobre el tratamiento de dividendos generados en la CAN, que finalmente se distribuyen a accionistas de países no miembros

Descargue: Tax Alert – DIAN se pronuncia sobre el tratamiento de dividendos generados en la CAN, que finalmente se distribuyen a accionistas de países no miembros.pdf

El pasado 20 de octubre de 2017, mediante Oficio No. 028589, la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales – DIAN-, se pronunció respecto del caso de dividendos que inicialmente son distribuidos por una sociedad domiciliada en un país miembro de la Comunidad Andina de Naciones (“CAN”) a un sociedad colombiana, la cual con posterioridad, distribuye los dividendos a sus accionistas que se encuentran domiciliados en un país no miembro de la CAN.

CaptureEn este caso, la DIAN consideró que la distribución de dividendos de la sociedad colombiana a sus accionistas domiciliados fuera de la CAN sería en principio gravada, pues el dividendo recibido inicialmente de la CAN se trataría de una renta exenta, que no pagaría impuesto a nivel de la sociedad en Colombia.

Por demás, en su entender, el numeral 2 del artículo 49 del Estatuto Tributario, el cual permite a la sociedad colombiana incrementar el monto de los dividendos a repartir como no gravados con el valor de los dividendos que ha recibido por parte de entidades domiciliadas en la CAN, no sería aplicable en el presente caso, puesto que el accionista está domiciliado en un país no miembro de la CAN.

Para llegar a esta conclusión, la DIAN reiteró la posición establecida en los Conceptos No. 044634 del 6 de mayo de 2008 y 050684 del 23 de junio del 2009, en donde se discutió el alcance del artículo 11 de la Decisión 578 de 2004, según el cual en relación con los dividendos, los países miembros de la CAN no podrá gravarlos en cabeza de la sociedad receptora o inversionista, ni tampoco en cabeza de quienes a su vez sean accionistas o socios de la empresa receptora o inversionista”. En tales conceptos se adoptó una interpretación restrictiva, para concluir que esta norma sólo aplica respecto de los socios de la “empresa receptora o inversionista” que estén domiciliados en la CAN, pues la DIAN consideró que darle un alcance mayor sería ir más allá del ámbito de la normatividad andina.

En nuestro criterio la interpretación de la DIAN en el Oficio No. 028589 de 2017 no es afortunada, pues busca reiterar conceptos que se emitieron antes de la modificación del artículo 49 del Estatuto Tributario por parte de la Ley 1607 de 2012, ignorando el hecho que con este cambio dicho artículo no establece diferencias en cuanto a la residencia de los accionistas de la sociedad colombiana para efectos de calcular el monto de dividendos no gravados, situación que la Autoridad Tributaria, por vía de interpretación, no debería buscar cambiar. Por demás, si bien se argumenta que la Decisión 578 tiene prevalencia sobre la normatividad local (artículo 49 del Estatuto Tributario en este caso), de considerarse válida dicha posición, la prevalencia sería en situaciones en las cuales se está dentro del ámbito de aplicación de la Decisión 578 (personas domiciliadas en países de la CAN), pero no para situaciones no cubiertas por dicha normatividad, como podría ser el caso de un accionista residente en un país no miembro de la CAN.

Cordialmente,

Luis Sánchez – socio de Impuestos internacionales – luis.sanchez.n@co.ey.com

Andrés Millán – gerente de Impuestos – andres.millan.pineda@co.ey.com

Zulay Arévalo –  gerente de Impuestos – zulay.arevalo@co.ey.com


Histórico de Tax ALERT